¿Cuándo vas a tener hijos? La respuesta que se hizo viral

La escritora Emily Bingham se cansó de aguantar las insolencias de los entrometidos que cuestionan “por qué aún no es mamá”. Y no solo habla por ella, sino por muchas personas a las que dice ha visto sufrir. Con un post de Facebook (con una foto de una ecografía de un bebé) dejó sacar todo lo que pensaba del tema, post que se viralizó y hoy les traemos acá:

¡Hola a todos! Ahora que conseguí su atención con esta FOTO DE ECOGRAFÍA CUALQUIERA que encontré en una búsqueda de imagen por Google, solo quería dejarles un amistoso mensaje de servicio público: los planes reproductivos y procreacionales de las personas no son de su incumbencia. NO SON DE SU INCUMBENCIA. Antes de preguntarle a un matrimonio joven, que parece que lleven juntos desde siempre, cuándo empezarán una familia… antes de que pregunte a los padres de un pequeño que es hijo único cuándo llegará un hermano o hermanita… antes de preguntarle a una treintañera si tiene planes o, más bien, cuándo planea tener hijos porque, usted sabe, el reloj no se detiene… simplemente no lo haga. Por favor no lo haga.

Usted no sabe quien está sufriendo con problemas de fertilidad o llorando por un aborto, o lidiando con problemas de salud. Usted no sabe quien está teniendo problemas con su pareja o está sufriendo mucho estrés o considera que ahora no es el momento. Usted no sabe quien se está preguntando si debe o no tener hijos. Usted no sabe si han decidido que no es lo adecuado en ese momento, o que nunca lo va a ser para ellos. Usted no sabe como esa pregunta, aparentemente inocente, puede reavivar una pérdida o causar dolor, estrés o frustración. De acuerdo, para algunas personas esas preguntas pueden no suponer tensión, pero te puedo decir, por experiencia propia y las de muchas amistades, que es bastante probable que sí cause tensión.

Por último: Ya seas un ansioso futuro abuelo o un amigo bienintencionado, o un pariente o un vecino intruso, no es de su incumbencia. Pregúntale a alguien qué le hace ilusión en este momento de su vida. Pregúntale qué fue lo mejor de su día. Y si alguien lo quiere involucrar en algo tan personal como sus planes de tener o no tener hijos, ella o él se lo dirá. Si tiene curiosidad, simplemente tenga paciencia y espere que se lo cuenten por iniciativa propia y cuando estén listos.

– Emily Bingham

 

Anton Carson Autor